fbpx

Quienes hemos decidido compartir la vida con un perro nos enfrentamos a la posibilidad de que este se pierda. El microchip es la mejor solución para encontrar a nuestro mejor amigo, además de resultar obligatorio en España. Por ello, te contamos cuándo poner el microchip a un perro y, en general, todo lo que debes saber sobre el chip para perros.

Cuándo se pone el microchip a un perro

El chip para perros es un aparato electrónico muy pequeño que contiene un número de identificación similar a nuestro DNI. Los veterinarios pueden leer dicho número, acceder a la información sobre su propietario e informarle si han encontrado al animal.

En la mayoría de comunidades autónomas la implantación del microchip es obligatoria. Si nuestro animal es un cachorro, suelen darnos un plazo máximo de 3 meses de edad desde su nacimiento.

Si el animal adoptado o acogido es un perro adulto, debemos ponerle el chip lo antes posible. Por ley, tenemos que hacerlo antes de un mes desde la adopción. Sin embargo, si tenemos pensado adoptar en una protectora, lo más probable es que esta ya le haya puesto el chip y solo tengamos que ponerlo a nuestro nombre.

La implantación del microchip en perros solo puede realizarla un veterinario. Se trata de una especie de inyección en la que el microchip se introduce bajo la piel. No es doloroso ni tiene ningún tipo de efecto secundario. Si necesitas poner un chip a tu perro, en Clínicas Mivet estaremos encantados de recibir a tu mejor amigo.

Cuánto cuesta el microchip en perros

El precio del microchip en perros depende de la clínica veterinaria en la que se lo implantemos. Sin embargo, suele oscilar entre los 30 y los 50 €. Se trata de un precio asequible si lo comparamos con la multa que podrían ponernos y, sobre todo, con el disgusto de perder a nuestro mejor amigo.

¡Trabaja en nuestro equipo!clic aquí